Notas Especiales

¡Jugá con Don Orione y compartí tu obra!

Ya tomaste la chiquitolina de hoy
 
¡Jugá con Don Orione y compartí tu obra!
 
Mandanos tu dibujo pintado a info@donorione.org.ar o por mensaje privado a nuestro Facebook DonOrioneAr 
y lo publicaremos en nuestras redes para difundir el arte de nuestros peques.
 
Don Orione   8 diferenciasDon Orione   PintarDon Orione Historieta
 
 
 
 
 
 
¡Además entrando aquí tus amigos pueden ayudar a que los niños con los que trabajamos
en el Complejo Zanocchi y en todas nuestras casas sigan disfrutando de estudiar y jugar!
 
¡Feliz Día a todos los niños!
 
 

Seamos santos del pueblo


"Tenemos que ser santos, pero más que ser santos de la Iglesia
seamos santos del pueblo y de la salvación social.”

 

El 16 de mayo celebramos un nuevo aniversario de San Luis Orione. 

Y esta vez será un festejo muy particular porque también se cumplen 125 años de cuando Don Orione reunió al primer grupo de niños y jóvenes en el Oratorio San Luis, en Tortona, Italia, iniciando la tarea de su congregación: la Pequeña Obra de la Divina Providencia.

Desde aquel inicio Don Orione comprendió que la Providencia se materializa en gestos y obras concretas. Animados por su espíritu y gracias al aporte generoso de quienes son nuestra Providencia, continuamos su tarea en nuestros cottolengos, hogares, colegios, parroquias, capillas y misiones.

En el mes de San Luis Orione te invitamos a que vos también te sumes
y seas nuestra Providencia para seguir sosteniendo día a día nuestro servicio en favor de los hermanos que más lo necesitan.

¡Seamos santos del pueblo!
#SeamosProvidencia

 

 


 

 

Sumá tu amigo

Seamos Santos del Pueblo


El 20 de julio de 1969
fue un día histórico para la humanidad porque un grupo de astronautas llegó por primera vez a la Luna. Esa fecha quedó en la conciencia colectiva como un logro de todo el mundo. Sin embargo, la iniciativa de conmemorar el Día del Amigo fue del argentino Enrique Ernesto Febbraro, como un gesto de amistad de la humanidad hacia el universo

De la misma forma que el pequeño paso de un hombre
   fue un gran paso para la humanidad,
hoy un pequeño esfuerzo de nuestros amigos
     es una gran ayuda para nuestra obra.

Gracias a tu donación y a las de muchas personas más podemos brindarle la alimentación, medicamentos y comodidades que necesitan las 1.500 personas con discapacidad que residen en nuestros Cottolengos y Hogares, pero necesitamos multiplicar la ayuda para seguir sosteniendo la rehabilitación y atención clínica y psicológica que se merecen.

TOP